Ayúdame a conectar madres de peques con TEA que dan lactancia materna al otro lado del atlántico

A menudo me contactan madres que están a kilómetros de distancia. A veces solo quieren conversar un rato conmigo, preguntar algo o tal vez alguna ayuda concreta.

En sudamérica, por lo que he podido comprobar, el psicoanálisis más rancio campa a sus anchas por todo el territorio.

Son mujeres culpabilizadas, insultadas y criticadas por dar lactancia materna a sus hijos con autismo.

Necesitan apoyo y tienen muchas dudas.

Les contesto dentro de mis posibilidades, que no suelen ser muchas, sobretodo cuando hablamos de cruzar el atlántico.

No puedo hacer nada más que eso y creo que es poco.

Así que pido ayuda.

Quiero conocer grupos de apoyo, asociaciones o espacios de crianza que puedan acompañar a madres de peques con TEA que estén tomando lactancia materna.

Sé que es posible que pida mucho, pero por intentarlo que no quede.

Escríbeme si conoces algun grupo de apoyo con sensibilidad en este tema o que creas que pudieran escuchar y ampliar la mirada a los bebés y niños con autismo y sus madres. Incluso madres autistas en primera persona, por supuesto.

Déjame un comentario, indicame como localizar en una web a ese grupo, o dame un teléfono que poder pasar a esas madres.

De hecho, voy a ir más allá.

Elaboraré un documento con toda esa información. Y lo iré actualizando a medida que recopile información.

Este artículo fue escrito por Silvia Ramirez Ronda

Asesora de lactancia y madre de dos, el mayor con autismo. Tomaron teta y contra todo pronóstico son independientes. Licenciada en Derecho, posgrado de experto en prácticas de lactancia avanzadas y estudiante de psicología. Profesional de recursos humanos. Presidenta de la Asociación LactaMater.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.